El Copyright en la Música, ¿cómo funciona?

Las preguntas más comunes sobre copyrights en la industria musical.
comparte
Uno de los retos más comunes que enfrentan los creativos y talentos es la protección de su propiedad intelectual.

Aunque saben que sus creaciones son protegibles de alguna manera, la desinformación y falta de acceso al conocimiento, les desmotiva a proteger su principal fuente de ingresos –– el copyright. Esto surge particularmente en la industria de la música y el entretenimiento.

Por eso, aquí respondo algunas de las preguntas más comunes que tienen los emprendedores creativos en la industria de la música, para ayudarles a entender por qué necesitan proteger su propiedad intelectual.

1. ¿Qué es el copyright?

Es un conjunto de derechos exclusivos sobre una obra creativa o expresión artística. El copyright protege obras literarias, obras musicales (composición musical), grabaciones de sonidos (también conocido como 'máster'), películas y grabaciones, obras teatrales, pinturas y esculturas, coreografías y pantomimas, y obras de arquitectura. Es importante para mí señalar que tanto la composición como el máster––por separado––tienen su propio copyright.

2. ¿Cuándo nace el copyright?

El copyright nace tan pronto un creador plasma una obra creativa y original en un medio tangible de expresión (es decir, que se pueda percibir por los sentidos). En términos sencillos, una obra es original si no es una copia.

Algunos ejemplos relevantes son:

  • Cuando el compositor de una canción escribe la letra y graba la melodía en su teléfono (voice note)
  • Cuando el músico o artista graba su participación en el estudio de música
  • Cuando el diseñador crea la carátula del sencillo o del disco
  • Cuando el fotógrafo captura una imagen.

Todos ellos tendrían sus respectivos copyrights.

3. ¿Quién es dueño del copyright?

A menos que se especifique lo contrario por escrito, el dueño del copyright es el creador o los creadores por partes iguales, de la obra.

Si dos o más personas colaboran en la creación de una obra, y una de ellas quiere retener los derechos sobre la obra, deben acordar por escrito lo que se llama un trabajo por encargo (work made for hire). Muchos contratos de grabación, como el Acuerdo 360, ya incluyen esta cláusula. Además, si los co-creadores desean dividirse la obra en partidas distintas, por lo general utilizan los llamados split sheets.

4. ¿Qué derechos me otorga el copyright?

El dueño del copyright tiene estos derechos de forma exclusiva:

  1. Copiar o reproducir la obra
  2. Hacer trabajos derivados
  3. Distribuir la obra
  4. Ejecutar la obra en público
  5. Presentar la obra en público
  6. Transmitir la obra digitalmente

Cada uno de estos derechos, individual o colectivamente, puede ser objeto de acuerdos y licencias.

5. ¿Por qué debo registrar mi copyright y dónde lo hago?

Aunque el copyright nace de forma automática una vez la obra se plasma en un medio tangible de expresión, el registro es altamente recomendable.

Entre los beneficios que otorga el registro se encuentra el acceso al tribunal para entablar un pleito por infracción, acceso a daños estatutarios, costas y honorarios de abogado, y sirve como evidencia de que el copyright es válido. El registro se hace ante el U.S. Copyright Office del U.S. Library of Congress. Puedes registrar el copyright tú mismo siguiendo nuestro video tutorial.

6. ¿Cuánto tiempo dura el copyright?

En general, el copyright dura la vida del autor más 70 años. En el caso de obras creadas bajo un acuerdo de “trabajo por encargo”, el copyright dura 95 años desde su publicación, o 120 años desde su creación, lo primero que ocurra.

7. ¿Qué es el Fair Use?

Por último y no menos importante, la doctrina del "fair use" o uso justo es una defensa afirmativa que surge ante una reclamación por infracción de copyright. Esta doctrina se configura cuando el uso de una obra es para algunos de estos propósitos:

(1) crítica

(2) comentarios

(3) noticiero

(4) educación, e

(5) investigación.

Si el uso no cae bajo estas categorías, una parte tendría que argumentar en el tribunal que la doctrina de uso justo aplica luego de hacer un balance entre los siguientes elementos:

(1) el propósito y la naturaleza del uso de su contenido, incluyendo si tiene fin comercial o educativo

(2) la naturaleza del material protegido

(3) la cantidad o proporción del contenido que se utilizó; y

(4) el efecto real o potencial del contenido en el mercado.

Ahora que conoces lo básico del copyright en la industria de la música y su importancia, puedes asegurarte de proteger tus obras y tu trabajo correctamente con nuestros productos digitales.

Si quieres crear un sello discográfico, te conviene adquirir nuestro E-Book y el Acuerdo 360. Este contrato te permite firmar a un artista y cubre todas las actividades que lleven a cabo en la industria del entretenimiento, desde música y películas, hasta mercancía y productos.

¿Te quedaste con dudas? Compártelas dejando un comentario abajo para poder ayudarte.

Lcdo. Alexiomar Rodríguez

CEO & Fundador

Seed Logo
Seed Team
No hay comentarios en este artículo. Se el primero en comentar.
Oops! Something went wrong while submitting the form.
Like
Comentar
Comentarios (0)
No items found.

Sé el primero
en enterarte

Suscríbete a nuestro Newsletter para obtener noticias, recursos y contenido gratuito directamente en tu inbox.